GF Rent

logo

¿Por qué manejar con el sol de frente resulta peligroso?

Sin duda alguna conducir conlleva un sinfín de situaciones de riesgo en las que debemos extremar nuestros recursos a favor para evitar producir o ser parte de un accidente de tránsito. Así como las inclemencias que se pueden producir por la lluvia al momento de manejar, el sol también juega un rol fundamental que, de no ser tomado en cuenta, nos arruinará, por ejemplo, un viaje de vacaciones.

El sol, por un lado, eleva la temperatura ambiente y esto puede afectarnos de sobremanera a la hora de conducir. Primero ya que logra que nuestros cuerpos estén más lánguidos y relajados (lo que juega en contra a la hora de realizar una maniobra rápida) pero también ya que puede llegar a cegar por completo nuestro campo de visibilidad. 

Sabemos que la visibilidad, es decir, lo que logramos visualizar o ver fuera de la cabina de nuestros vehículos es quizá uno de los factores más determinantes a la hora de manejar. Esto ya que es mucho más factible que se produzca alguna situación de riesgo dependiendo de los elementos externos al vehículo que por los internos. En ese sentido, existe una situación común en la que nos vemos involucrados y que nos supone mayor concentración. Manejar con el sol enfrente y pegando fuerte en nuestros ojos es absolutamente peligroso e incómodo ya que perdemos de vista todo lo que está ocurriendo en nuestro radio de conducción.

Es por este motivo que desde nuestra compañía líder en el rubro de arriendo de vehículos para empresas y personas que necesiten un auto para sus labores cotidianas, GF Rent, recomendamos seguir una serie de consejos prácticos que nos ayudarán a mermar las posibilidades de accidente cuando conducimos con el sol en frente.

– Prefiere los horarios del día en que el sol no te sorprenderá de frente al conducir. Esto lo podemos lograr buscando simplemente en internet la posición y los horarios del sol para compararlos con la ruta en la que desarrollaremos el viaje.

– Utiliza gafas especializadas con filtro UV y gorros que puedan extender tu campo de visión al manejar frente al sol, esto beneficiará tu conducción y te ayudará a mantenerte más seguro en tu trayecto.

– Elige las vías que vayan en sentido paralelo al sol, de esta forma evitarás tenerlo de frente y así perder tu campo de visión.

– Ten cuidado con las zonas de sombra ya que una vez superadas puede que el sol te ciegue momentáneamente. Si bien esto lleva sólo un par de segundos para que tu vista se adecúe nuevamente, es tiempo incluso más que suficiente para que se produzca un siniestro vial.

Sigue estos y más consejos para cuidarte al volante si es que vas a conducir con el sol en frente. Recuerda que la seguridad vial es tarea de todos y todas.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Conversación abierta
¿Necesitas ayuda?
Hola
¿Podemos ayudarte?